10 de octubre de 2008

Otro viernes.


El proceso del duelo permite buscar para tu ser querido el lugar que merece entre los tesoros de tu corazón. Es poder pensar en él y no
sentir ya ese latigazo de dolor. Es recordarlo con ternura, y sentir que
el tiempo que compartiste con él fué un gran regalo. Es entender con
el corazón en la mano que el amor no se acaba con la muerte.
Jorge Bucay

Alex, fuiste un gran regalo.El mejor. Pero pasará mucho tiempo antes de que dejemos de tener ese latigazo de dolor al recordar que ya no estás aquí.
Si te recuerdo con gran ternura, si. Un beso, hijico mío.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

¡PERO QUE BONICO ERAS¡

DE QUÉ SIRVE UN REGALO SI TE LO
QUITAN Y TE LO HACEN DEVOLVER.
SIEMPRE CON TU RECUERDO Y TU VOZ QUE LA TENGO METIDA EN MI CABEZA .
TE QUIERO...ABU

Anónimo dijo...

Hola Alex abu tuvo la suerte de disfrutar de un nieto como Alex y el de una abu tan buena.
Alex te aseguro k el amor por vosotros crece mas cada dia el corazon esta lleno de amor para vosotros un beso con mucho cariño hasta el cielo.Nala

Anónimo dijo...

Mi querido Alejandro:
Hemos estado de viaje y te hemos recordado a todas horas, en cada lugar; porque ya sabes que todo el mundo lleva su cámara de fotos, su filmadora. Y yo te buscaba detrás de cada una que veía.
Tanto que te gustaba...
Muchísimos besos, chato.
Piluca.

Anónimo dijo...

Esta noche he soñado contigo, que alegría me daba el verte, te he dado un pedazo de abrazo. Pero al despertar...
Ana

pinocha madre de Aday dijo...

Hola Alex cariño
que lindo estas en esta foto de pequeño
Elena amiga como te entiendo el duelo cada ves se hace mas largo para mi echo mucho de menos a mi hijo Aday seguro que a todas nos pasa igual pasa los dias los meses y este dolor duele en el corazon
solo le pido que me de fuerza para poder seguir
ayudando a su hermana con los niños la separacion de mi hija fue muy seguida de lo de Aday y cuando no es una cosa es la otra hay momento que los bajones son mas fuerte que uno
y esto de ser ahora diavetica me trae de cabeza pero bueno vamos tirando poquito a poco
un abrazo familia los llevo en el corazon
mis chicos no dejen de volar

Antonio dijo...

Hola Elena, qué áspero está el látigo del dolor, ¿verdad?. Es muy difícil continuar, pero continuamos. Da el paso (ya me entiendes), atrévete mujer, no se pierde nada, puesto que ya lo hemos perdido, pero puede ser más suave la ausencia.

Venga besicos, a ver si os animáis y pasáis por aquí.

Antonio.

Natxo Rovira dijo...

Hola Querida Elena,

Es una pasada este último post. Sólo el titulo ya me estremece y me siento muy identificado: "otro viernes". Esa sensación del día a día, del minuto a minuto, en que hemos de convivir con la añoranza tan desgarradora. Y yo, muchos viernes la siento con fuerza, cuando llega esa languidez de comienzo de fin de semana, y teníamos nuetros niños en casa, todo controlado, todo perfecto, tan dispuestos a disfrutar de la sencillez de la vida en familia.

En fin, he leído tu último comentario en el blog de David, y me ha ido muy bien, ya que creo que eres la primera persona con quien puedo compartir esta experiencia. Al final, creo que en esos momentos en que se te va un hijo, te aferras a cualquier cosa para descargar la rabia, para no aceptar lo que está pasando. Cada uno tiene sus puntos negros, sus rincones mal cerrados en el corazón.
Con el tiempo, estoy convencido que me reconfortará todo lo que pasó. Y de hecho ha sido una terapia bestial publicar mi experiencia en el blog, algo que estaba ahí dentro, y recibir tantas opiniones y muestras de cariño.

Bueno, me han dicho que es posible que la semana que viene nos conozcamos personalmente, ¿no?. Que bien, cuenta con nosotros para cualquier cosa que necesitéis...

Un beso a los 4 !!!

Anónimo dijo...

¿Hola cariño! el duelo, como se dice, hay que pasarlo es cierto pero que pase pronto para que todos recuperemos un poco de tranquilidad, sobre todo mis queridos sobrinos, Elena y Pepe Luis. Todos te recordamos.Besos. Tia Ange.