1 de agosto de 2008

De tu maestra de Infantil.


Hoy Alex, he recibidoo esta preciosa carta de tu maestra de infantil a la que tu y todos los niños que habéis pasado por su clase queríais tanto. No puedo menos que publicarla porque es un gran detalle por su parte.

Querida Elena: Ayer, cuando te dejé, me fui a casa pensando en Alejandro. Subí a mi pequeño refugio donde tengo fotos de "mis niños" de clase. Estuve mirando a Alejandro ¡qué precioso! Cierro los ojos y lo veo con su babi de pintura; no se por qué pero siempre lo imagino así; cuando veo a tu madre, a tu tía , a compañeros de su clase...e incluso cuando voy a la playa donde tengo un cestito azul con unas margaritas que me regalásteis ¿te acuerdas?
Ahora pienso cuando les enseñé a hacer sus primeras rimas, él lo captó enseguida y decía "esa no rima" "esa si rima" -creo que en la escuela tengo algunos pareados de un libro que preparamos entre todos y Alejandro firmó el de su grupo con mayúsculas.
¡Cuántos recuerdos!
En el último curso de Infantil hicimos una actividad para reforzar la autoestima. Cada niño contaba a los demás la historia de su vida
El contó la suya, le aplaudimos, y a continuación me dijo: "Mari Angeles, ahora cuenta que hacia yo en el cole cuando era pequeño".
- Ya les habia hablado anteriormente de sus azañas de los primeros día de clase, cuando lloraban, se les escapaba el pis, les daba miedo una brujita que me hice con una esponja...A él le encantaban estas historias y se reía cuando le decía que para escribir hacía garabatos o que le encantaba un camión verde y rojo que había en clase y se lo quería llevar al water...
Elena, anoche estuve mirando tu blog. Me emocioné. Eres una gran madre.
Le he escrito una pequeña carta para poder plasmar parte del cariño que siento por él y por vosotros.
Un beso muy grande.
Mari Angeles.



Querido Alejandro:
Hoy, como tantos días, te recuerdo.
Hoy he visto a tu madre y hemos hablado de ti ¡cómo no! Hay tantas cosas, tantas anécdotas, tanto cariño...
Esta tarde he estado viendo fotos tuyas en el cole, cuando eras pequeño,- así te recuerdo yo-
Para mi siempre tendrás esa sonrisa de pillín, de inteligente, y esa mirada con la que intentabas conquistarme - y lo conseguías- para que te dejara el libro de los disfraces, tu libro preferido, en el que salíais todos los niños de la clase por orden alfabético, tu ya te lo sabías de memoria y cuando ibas camino de la estantería, antes de abrir el libro canturreabas el pareado que habia debajo de la foto de Javier Aznar, disfrazado de pirata, "Javier es un pirata, que quiere dar la lata".
Te recuerdo escuchando el cuento de los tres osos, con muchísima atención y pidiéndome que sacara los cerditos, te encantaban, aunque cuando salía el lobo te ponías las manos en la cara.
Te recuerdo en el arenero haciendo agujeros con las palas y poniéndote perdido.
Alejandro, mi chico guapo, te recuerdo, te recuerdo y te quiero.

Tu maestra de Infantil.
Mari Angeles

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Alex hace un tiempo k no te saludaba en este tu blog k con nuanto amor te lo dedica mama un beso fuerte hasta el cielo y tu mandanos fuerzas para seguir pues el camino es duro ayuda a mama brilla fuerte Alex .Nala
PD cuida de tu abu para k siga ayudando a tu mama un beso abu.

pinocha madre de Aday dijo...

Hola Alex cariño
hacia tiempo que no entraba en este tu blog
estaba de bajona por los 4 años que hacia Aday en el azul las fechas hacen mucho daño
es mucho tiempo si poder abrazar a tu hijo y desirle tantas cosas que se quedaron sin desir
pero ustedes saben que los queremos con lo cura les mando un fuerte abrazo a los dos hasta el cielo
Abu espero que este bien te quiero un mogollon

Patricia dijo...

Hola querida familia, sin querer buscando cosas por internet, se apareció este blog en mi compu, me atrapó la tierna mirada de "Alex Dulce Angelito"...
Soy de Argentina, tengo dos hijos una nena de 13 y un nene de 11, no me puedo imaginar vuestro sufrimiento.Pero si estoy segura que Dios posó su mano misericordiosa sobre ustedes y que desde el cielo "El dulce Angelito los protege". Dios los bendiga.